Qué ricas estas guindillas de Ibarra en tempura para que podáis disfrutar comiendo estas delicias de una forma diferente. Estos pimientos normalmente no pican o pueden tener un tenue picor y, como cualquier pimiento, se pueden comer simplemente fritas pero así tienen otra gracia. Eso sí, los pimientos tienen que ser pequeños si queremos hacerlos así.

 Ingredientes (2 personas):

Elaboración:

Limpiamos las guindillas con un trapo. En un bol se mezcla la harina, con el agua y algo de sal, teniendo que quedar una consistencia ni muy fina ni muy gorda que al meter la cuchara se quede impregnada y le cueste un poco caer.

Se calienta al máximo la freidora (o una cazuela con abundante aceite) y se van untando una a una las guindillas en la masa y echándolas en el aceite hasta que se doren, que lo hacen en muy poco tiempo. Las vamos sacando a un plato con papel absorbente y seguido las pasamos al plato para servir.

Se sacan a la mesa inmediatamente, sin olvidarse echar por encima abundante sal.