El pastor y elaborador de quesos de oveja José Luis Pellejero forma parte de la Asociación Artzai Gazta, que reúne a varios de estos profesionales del queso de las provincias de Álava, Guipúzcoa, Vizcaya y Navarra, la extensión geográfica natural que cubre la Denominación de Origen idiazábal.

Son auténticos profesionales y controlan todo el proceso de producción, desde la alimentación de las ovejas de la raza latxa hasta la puesta en venta.

Los de la marca Martiko se hacen en la localidad de Gaintza, comarca de Araiz, en la provincia de Navarra. Los quesos forman parte de la Denominación de Origen Idiazábal.

Los productos

Este pastor-productor comercializa sus quesos de oveja latxa bajo la marca Martiko.

Cómo se elaboran los productos

Los pastores-elaboradores de Artzai Gazta cuidan de todo el proceso de elaboración de los quesos de oveja. El proceso comienza con la alimentación de sus propios rebaños, los partos de las ovejas, el ordeño diario, etc.

Uno de los principios que siguen es que no usan otra leche que la de sus propios rebaños, ya que no la compran a otros productores.  No usa más que leche cruda de oveja latxa, el cuajo es de sus propios corderos y no se usan ni aditivos ni conservantes.

Además, estos profesionales del queso mantienen el método tradicional de elaboración y cuidan del estado sanitario de sus rebaños, que pastorean en sistema extensivo. Los rebaños no están estabulados.

Otra de las garantías de calidad es que cada queso cuenta con su información particular de trazabilidad.