Productores de carne de Guipúzcoa creen posible intoxicarse con clembuterol.

Representantes de la marca Giokela, que aúna a 70 ganaderos y 30 carnicerías de Guipúzcoa, han afirmado hoy que es posible intoxicarse con clembuterol, como argumenta el ciclista Alberto Contador, si se consume carne “foránea” que no pasa los controles a los que se someten sus productos.

El representante de esta marca, Juan Miguel Aristi, acompañado de otros integrantes de Giokela, ha ofrecido hoy una rueda de prensa en San Sebastián para dejar claro que la carne producida en el País Vasco está sometida a controles que descartan la utilización del clembuterol u otras sustancias empleadas para el engorde del ganado.

No obstante, ha advertido de que “el mercado se inunda de carnes foráneas con sistemas de engorde más que dudosos, sin ninguna duda utilizando antibióticos y activadores de engorde como bien pueden ser clembuterol, zimaterol u otros”.

Por este motivo, ha considerado “totalmente posible” que “sea cierta” la versión de Alberto Contador, quien achaca a carne de ternera comprada en Irún (Guipúzcoa) su positivo por clembuterol en el pasado Tour de Francia, aunque ha matizado que resulta “totalmente imposible que esa carne se haya producido en el País Vasco”.

Tras mostrarse “indignados” por la “mancha” que el caso de Contador significa para el sector cárnico de Guipúzcoa, los integrantes de Giokela han explicado que en el mercado vasco se vende carne importada de otros lugares de España y de Europa que no está sometida a los mismos controles que pasan los productos de este tipo de marcas certificadas.

Además, han descartado que la supuesta carne que consumió el tres veces ganador del Tour de Francia fuera adquirida en uno de sus establecimientos, ya que ninguna carnicería de Irún pertenece a la marca Giokela.

Recibe un codigo de 7% de descuento en tu primera compra
al suscribirte a nuestro blog recibiras el codigo en tu correo electronico
Marketing by