Convierte todas esas nueces, galletas y chocolate que te hayan sobrado en un delicioso turrón crujiente, ideal para esos momentos especiales con tu familia y amigos, sobre todo ahora que está a punto de llegar la Navidad.

Ingredientes

• 250 g de galletas surtidas, picadas
• 250 g de nueces o una mezcla de nueces y frutas secas
• 300 g de chocolate con leche o chocolate negro, o una mezcla de ambos, picado
• 100 g de mantequilla
• 140 g de miel

Elaboración

Unta un poco de mantequilla en un recipiente alargado. En un tazón grande, combina las galletas y los frutos secos, después de haberlos picado por completo. Funde el chocolate, la mantequilla y la miel en un tazón al baño maría, revolviendo la mezcla ocasionalmente hasta que esta quede suave y brillante, luego viértela sobre los trozos de galleta y los frutos secos. Vierte la mezcla en el molde y aplana ligeramente. Enfría la mezcla durante por lo menos 2 horas o toda la noche antes de cortar el turrón en cuadrados.